Cómo afecta la cultura corporativa en el entorno laboral

¿Sabes lo que es la cultura corporativa en el seno de una empresa? También conocida por términos como cultura organizacional, institucional o administrativa, este concepto alude a un determinado concepto de cultura, entendida ésta como el conjunto de experiencias, hábitos, costumbres, creencias, y valores, que caracteriza a un grupo humano y aplicado al ámbito restringido de una organización, institución, administración, corporación, empresa, o negocio. La cultura corporativa es uno de los pilares fundamentales para todas aquellas empresas que quieren hacerse competitivas. Sirve como marco de referencia a los miembros de la organización, y dicta cómo las personas deben conducirse en ésta.

Las tendencias de la cultura corporativa actual es que las organizaciones diseñen estructuras más flexibles, generando condiciones para promover equipos humanos de desempeño superior, con calidad de formación, valoración de las competencias y adaptabilidad al cambio, favoreciendo la innovación y la cultura corporativa. Las características de la misma, estrechamente vinculadas al terreno de la psicología y recursos humanos son:

  • La identidad de sus miembros, o grado en que los trabajadores se identifican con la organización como un todo y no sólo con su tipo de trabajo.
  • El enfoque colectivo. Es decir, el énfasis en el grupo, su unidad y sus roles, las actividades de trabajo organizadas en relación a equipos y no a personas. El enfoque hacia las personas es fundamental, ya que las decisiones administrativas producen repercusiones en los miembros de la organización.
  • La tolerancia al riesgo: el grado en que se les permite a los empleados ser innovadores, arriesgados y agresivos. La creatividad y la flexibilidad son valores clave en la cultura corporativa de las empresas actuales.
  • La conciliación de la vida laboral y familiar es otro de los valores de la cultura organizacional que repercute en el índice de motivación de los empleados de una compañía.

En definitiva, es evidente que la cultura organizacional tiene el potencial  y las herramientas para modificar el rumbo de la empresa, conseguir implantar tecnologías comunicativas, priorizar los recursos humanos, forjar líderes, agentes de cambio y personal de relevo, transmitir un sentimiento de identidad y pertenencia a los miembros de la organización, y apoyar el compromiso con algo superior al yo mismo.

Por lo tanto, para desarrollar una cultura corporativa ideal, es fundamental que exista un ambiente laboral libre de tensiones, flexible, creativo y productivo. Los directivos de las organizaciones deberían contarla como parte del activo de la empresa, tratando de buscar siempre  la forma de proyectar en la cultura organizacional las características para conseguir la mayor motivación y satisfacción posible para la plantilla de empleados.

Entradas relacionadas

Copyright © UOC X 2019   Aviso legal   Política de privacidad